Saltar al contenido

¿Qué flossing debo comprar?

Si quieres empezar a utilizar el flossing, pero no sabes qué tipo de flossband o bandas debes comprar, puedo ayudarte en tu decisión.  ¡Vamos allá!

¿Qué características tiene que tener un flossband o las bandas de flossing?

Las bandas de flossing o flossband están compuestas por látex. Este punto es de vital importancia porque hay personas que sufren de hipersensibilidad a las proteínas del látex, pudiendo reaccionar de forma adversa al vendaje cuando entra en contacto con la piel. 

A pesar de que he buscado flossbands que utilicen otros derivados sintéticos, no he encontrado ninguna marca que los comercialice. 

Las bandas elásticas para la aplicación de flossing se diferencian principalmente en 3 características principales, que son: longitud, anchura y grosor

Como opinión personal, y tras probar muchas marcas distintas, el pack de bandas de flossing que recomiendo está en Amazon. No he vista nada mejor calidad-precio. 

Longitud

Las medidas que con mayor facilidad encontraremos serán de 1 y 2 metros de longitud. Este aspecto es muy relevante para que cuando queramos hacer vendajes más largos o cortos.

Anchura

Existe una mayor variedad en la anchura de las diferentes bandas de flossing, pudiendo encontrar de 2,5 hasta 7,5 centímetros (cm). Sin embargo, la medida estándar es de 5 cm de ancho.

Grosor

El grosor de la banda está relacionado con la capacidad elástica del flossband. A mayor grosor, menor elasticidad. No hay diferencias en los efectos del flossing.

Comprar las bandas de flossing inadecuadas, ¿influye sobre el tratamiento?

Plantearse con qué tipo de paciente voy a utilizarlo, qué tipo de aplicaciones voy a realizar y con qué ejercicios voy a acompañar el vendaje es principal a la hora de comprar los flossing. Yo en clínica siempre tengo disponible este pack de bandas de diferente longitud y tamaño. Ahora te explicaré por qué. 

¿Qué bandas de flossing o flossband utilizo y por qué?

Debido a la gran versatilidad de las zonas corporales que podemos aplicar el flossing (ej. articulaciones, zonas musculares…), necesitamos una variedad de bandas que puedan satisfacer las necesidades y características del paciente. Hace no demasiado tiempo, publiqué en mi perfil de instragram un post analizando los efectos diferentes sobre el dolor y la percepción de seguridad entre los vendajes largos y cortos con flossing. Os dejo abajo un ejemplo en vídeo. 

Además de la longitud, disponer de flossing de diferentes anchuras es muy importante para poder ajustar el vendaje a ciertas áreas corporales. Una de las aplicaciones que enseño en el curso online de flossing es sobre la articulación de la muñeca y el pulgar. Debido a que es un área pequeña, siempre utilizo bandas de 2,5 cm de ancho y 50 cm de longitud, haciendo un vendaje cómodo, rápido y sencillo. 

Por último, en relación al grosor de los flossbands, los valores normales suelen rodar el milímetro. No hay diferencias en los efectos al utilizar bandas de diferente grosor. Sin embargo, los flossband más gruesos son más resistente que los más finos. Sin embargo, los más finos se adaptan mejor a las superficies articulares (ej. tobillo). 

Cuando empecé a utilizar el flossing, adquirir los flossband o bandas era bastante complicado. En aquel momento, solo había unas cuantas marcas que comercializaban este tipo de producto. Sin embargo, hoy en día podemos encontrar a través de internet una gran cantidad de páginas web desde las que podemos comprar. Existen empresas especializadas en material de fisioterapia y entrenamiento donde podemos encontrar flossbands, pero los precios son bastante mayor.

Yo adquiero este material en Amazon, pues ofrece buenos precios y facilidades en el envío. Las diferencias en precio no son muy grandes entre marcas, pueden rondar los 10 o 15€ un par de bandas de flossing.

Pagar más de ese precio por este tipo de materiales me parece demasiado a día de hoy. Pero como siempre, hay marcas como Rogue que vende flossing por más de 20€. 

¿Cuál es mi recomendación a la hora de comprar flossbands?

Tras llevar varios años aplicando flossing a diario con mis paciente en clínica, así como dando formación al respecto en másters universitarios y formaciones privadas, te recomiendo: 

  • Compra en la medida de lo posible a empresas que faciliten la devolución en caso de que no te guste el producto (Amazon).
  • No compres vendas de diferente grosor, aunque te vendan que tengan efectos diferentes. ¡Es mentira! (Estas no las recomiendo)
  • Dispón de flossbands de diferente longitud y anchura. Como mínimo 2 flossbands de 5 cm de ancho y 2 metros de largo, y solo de 2,5 cm de ancho por 1 metro de largo. 

Recomendaciones de cuidado y mantenimiento de flossband

Por último para terminar este post, te dejo aquí algunas indicaciones para cuidar las bandas de flossing y que duren lo máximo posible:

  • No guardes los flossbands cerca de fuentes de calor (ej. estufas) porque puede que se derritan. Aquí hablar la experiencia. 
  • Guarda siempre los flossband desenrollados. De esta forma evitarás que se queden pegados si la temperatura es alta o si pasas tiempo sin usarlos. 
  • Limpia con desinfectante diluido en agua los flossband tras cada paciente. 

Formación Online

Impartida por Daniel Varela

Suscríbete y recibe GRATIS 5 infografías sobre DOLOR

dolor infografías
dolor infografias

Suscríbete y entérate de los últimos avances en el campo de la fisioterapia, el ejercicio y la salud. Además podrás descargarte GRATIS las 5 infografías que he preparado para ti.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.